Modelo de Pignoración:
Una alternativa para los productores

  • El grano se convierte en la garantía de préstamo para el productor.
  • El maíz es un grano muy importante para la seguridad alimentaria de las familias.

    La Paz.- El proyecto Alianza para el Corredor Seco – USAID está validando en su zona de influencia un modelo de pignoración de la cosecha de maíz a fin de ayudar al productor a tener acceso a crédito y a obtener buenos ingresos por su cosecha.

    Este proceso consiste en la firma de un contrato en el que un pignorante (productor) entrega su cosecha a un pignorador (cooperativa, caja rural o alcaldía) y éste, a cambio le otorga un préstamo en efectivo. Al concluir el contrato, el productor puede pagar el préstamo y recuperar su producto o, autorizar al pignorador, a que lo venda cuando los precios sean más altos. El pignorador cobra el préstamo, intereses y gastos de almacenamiento, y, la diferencia es ganancia para el productor.

    Este modelo se ha aplicado en los departamentos de Intibucá, La Paz, Lempira, Santa Bárbara y Ocotepeque con excelentes resultados; a la fecha unos 353 beneficiarios de ACS – USAID pignoraron 2,980 quintales de maíz y recibieron L. 708,684 en créditos los que se destinaron a la compra de insumos para la siguiente siembra y para gastos familiares. La mayoría de pignoraciones se dieron en los meses de diciembre 2016 – enero 2017 y se proyecta la venta del maíz cuando los precios suban.

    Otras ventajas que da este mecanismo es que no se realizan trámites engorrosos para obtener el préstamo; se aprende a manejar el crédito en un nivel sano (no hay sobre-endeudamiento), se contribuye a mejorar el manejo poscosecha de maíz (reduciendo las perdidas por daños), se obtienen mejores precios por el producto al venderse cuando no hay sobre oferta, y se mejora la disponibilidad de grano en la época que no hay cosecha.